¡Qué habría dicho el Ramón! – a cinco años de su partida

Captura-de-pantalla-2016-04-18-a-las-14.45.23Querido Ramón,

Hace tiempo que no te escribo. Aunque pensar, te hemos pensado mucho. Rara la semana que no se haya colado por nuestros labios y nuestras cabezas esta frase cariñosa “¡Qué habría dicho el Ramón!”. Sobre la confluencia entre Izquierda Unida y Podemos, por decir un ejemplo. El crimen de lesa humanidad de la Unión Europea contra las personas refugiadas. Las atrocidades en la guerra de Siria, Ucrania, Sudán, Libia… El terrorismo de la Unión Europea contra Grecia y la rendición del Gobierno de Syriza. En el debate sobre si apoyar activamente, como organización, al municipalismo radical surgido en muchas ciudades y pueblos en estos últimos tiempos (con el fin que la ciudadanía pueda volver a implicarse con ilusión en la vida política). Las semanas de vértigo de las CUP anticapitalistas en Catalunya (donde militan ahora muchas/os amigas/os que tu llegaste a atrapar e ilusionar con La Explosión del Desorden, como Josep Manel, David, Clara, Carme, Armand, Iolanda…). Sobre la crisis del proyecto europeo, el Brexit o la valiente oposición al TTIP. El intento de golpe en Brasil contra Dilma Rousseff y la democracia, la volatilidad de los precios del petróleo, el fracaso anunciado de la cumbre sobre cambio climático en París, el nuevo movimiento francés #NuitDebout surgido a raíz de las movilizaciones contra la mal llamada “reforma laboral” o la propuesta de un “Plan B para Europa”.

Ayer comimos con Tito, Reyes y José Mari. Unidos por la complicidad de los bellos recuerdos de humanidad con la que impregnabas y alegrabas tus entornos y familias. Ay, Ramón. Ya han pasado cinco años desde que te fuiste. Pero tu lucha sigue. Tus pensamientos, tus legados, tus sueños, tu alegría y tus sonrisas se han multiplicado. Y perviven en mucha gente. Han pasado muchas cosas (más de las que quepan en esta humilde carta). En nuestro entorno han nacido una cantidad de niñas y niños. Torbellinos de vida y esperanza, barredores de tristezas, aguaceros de felicidad. Ayer mismo, tomaron una parte de la asamblea de Ecologistas en Acción, aprovisionadas/os con lápices, rotuladores, pegatinas (aquellas del Prestige, Nunca Mais recordándonos que nuestra adicción al petróleo es nuestra adicción a las guerras) y cucharas …revindicaron que por favor la asamblea durara un poco menos porque querían que les leyeran un cuento antes de dormirse. De vuelta a casa, se quedaron dormidas/os en sus carritos y en la espalda, otro lunes sin cuento pero sus mamas y papas felices de poder compaginar los cuidados y la militancia.

Ana está muy bien. Los movimientos feministas, en las que participa, han movilizado por la defensa de los derechos sexuales y reproductivos como hace tiempo no se había visto. La bautizada marea violeta echó por tierra una reforma del aborto. Y, de paso, hicieron que dimitiera –la primera vez por una causa feminista- un ministro. Le conoces bien porque ha endeudado a Madrid con obras faraónicas contra las que tanto movilizaste. Ha sido un “día histórico”, como dice Justa. “El movimiento feminista ha liderado pero ha contado con el apoyo y la participación de cantidad de colectivos sociales. Nos preocupamos de ir buscando alianzas, desde asociaciones de vecinos, sindicatos, partidos, asociaciones ecologistas, asociaciones estudiantiles… Se ha hecho un trabajo a nivel social muy importante y constante en estos últimos tres años”, explicaba Justa a un periódico tras la dimisión del ministro. El objetivo era, explica Inés Gutiérrez, otra activista feminista, tejer redes y vincular el derecho al aborto “con un contexto más amplio, de recortes y políticas neoliberales, con lo que está pasando con las mujeres migrantes o la falta de educación sexual en la nueva ley educativa”. El 15M despertó en ella una inquietud que fue creciendo. Ana, además, canta en un coro extraordinario que viaje de Norte al Sur, de Este a Oeste…

Luis se ha pegado un currazo, pero un currazo, en escribir y concluir el libro. Vaya tocho, como dirías. Se llama “En la espiral de la energía” (Volumen 1: Historia de la Humanidad desde el Papel de la Energía. Volumen 2: Colapso del Capitalismo Global y Civilizatorio). Cierto, tu le hubieras puesto dos o tres subtítulos más. Pero la nueva casa editorial es muy hipster. Luis se ha recorrido media península para presentar el libro. Y se han agotado las primeras ediciones, un bestseller, como se dice en inglés. Según Martín, de Diagonal (sí, felizmente sigue saliendo en papel, ese proyecto de periodismo independiente, heroínas trabajando muchísimo, pero en unas condiciones de mucha precariedad porque en el mundo de los medios hay una competencia ferroz) una vista a los principios para asomarse al final, o a un nuevo comienzo, según se mire. Un trabajo de siete años para llegar, a lo largo de casi mil páginas, a una conclusión: el “colapso del capitalismo global y civilizatorio no sólo es inevitable, sino que ya ha comenzado”. Un trabajo cuyo objetivo es “aprender del pasado para atreverse a pensar y a poder transformar el futuro que se avecina”.

El Iván, por fin, ha terminado la tesis, sólo le han salido siete volúmenes. “Geografies del capitalisme balear. Poder, metabolisme socieconòmic i petjada ecológica d’una superpotència turística”. Nada más, ni nada menos. Impresionante el coco que tiene. “Estamos ante un trabajo monumental. Nunca, en mi ya larga vida académica, me he topado con un trabajo de Tesis tan descomunal como el que ahora se presenta. Y ello tanto por su riqueza de contenido, como por su tamaño (más de 3.000 páginas bien apretadas de contenido, excelentemente editadas y encuadernadas en 7 volúmenes). Juzgando el trabajo por la originalidad y relevancia de sus aportaciones, por la amplitud de la bibliografía manejada o por la calidad de la exposición y lo cuidado de la edición, cabría concluir que alberga méritos muy superiores a los que ofrecen las Tesis habituales”, escribió José Manuel. Y añadió: la “tesis marcará un antes y un después, en el estudio de la geografía y la economía balear, al aportar informaciones y análisis inéditos sobre un sin número de aspectos que no podrán pasar desapercibidos a los investigadores del futuro”.

Preguntarás lo que ha sido del “último insumiso” de Barquillo. Pues ahora ejerce de abogado y activista contra los Centro de Internamientos de Extranjeros (CIEs) y de la Red Solidaria de Acogida a Refugiadas/os. Y, no sólo defiende con coraje e incontables noches sin dormir a los convenios colectivos en la CGT frente a la avaricia de las grandes multinacionales y las reformas laborales del PSOE/PP y los dictados de la Europa del Capital, sino que gana causas ecologistas hasta en el Tribunal Supremo, vamos, así que estamos eufóricas/os (a veces, y cada vez más).

Después de tu marcha, se nos han ido algunos de nuestras referencias artísticas, políticas y literarias, Mercedes, Eduardo, Gabriel, Mario, Hugo. Otros siguen con nosotras y nosotros. El otro día, por ejemplo, hubo un concierto histórico de Silvio Rodríguez en Vallekas, en el que Aute llegó a animar a luchar contra el TTIP, ese tratado tóxico que se negocia a espaldas de la población entre las elites de Estados Unidos y la Unión Europea. Emocionante. Un concierto organizado por la Junta de Distrito de nuestro flamante ayuntamiento de Ahora Madrid (sí, ahora podemos decir, no siempre, pero a veces, que estamos orgullosas y orgullosos de “nuestro” ayuntamiento, como cuando pusieron el cartel “Refugees Welcome” en el Palacio de Cibeles, visto por millones de turistas, cuando han cancelado el contrato a las agencias de rating, anunciaron la auditoría de la deuda, o cuando recibieron el otro día a la hija de Berta Cáceres, Bertha Zúñiga Cáceres exigiendo justicia por el asesinato de su madre, uno más de los crímenes políticos que se han multiplicado en nuestra querida América Latina).

Como solías decir, vamos a tomarnos unas cañas para hablar de lo “divino” y de lo humano, para hacer política. Pues eso mismo lo hicieron el Alberto y el Pablo, dos personas ahora bien públicas de la vida política (que llegaste a conocer en otras circunstancias): se fueron a tomar un botellín, anoche, después de haber oficializado un pacto entre dos partidos que quieren ser partidos-movimiento o movimientos-partido, e ir sumando, y en confluencia, el deseo de las mayorías sociales de echar a la mafia en las próximas elecciones (será otro momento clave en estos tiempos revueltos pero enormemente interesantes). Sí, es cierto. No lo vas a creer. Pero se van a repetir las elecciones generales. El 15M, que por sólo cinco días no llegaste a ver, ha movido muchas piedras y conciencias. Y el ciclo de movilizaciones abiertas a pocos días de irte, está removiendo todo. Un terremoto en la vida política que se llega a sentir en muchos rincones del mundo. Hay ilusiones y esperanzas renovadas para seguir en las calles, construyendo alternativas y también disputando el poder político donde haga falta. Por eso las elites tienen cada vez más miedo (se nota porque actúan con fuerza las cloacas del Estado). La confluencia era imprescindible. A ver qué pasa. El futuro está lleno de posibilidades.

Me dejo muchísimas cosas en el tintero, y me gustaría recordar tantas personas lindas, pero apremia el tiempo. Te seguiremos contando.

Un beso muy fuerte, t.

Anuncios

Acerca de laexplosiondeldesorden

Activista en Ecologistas en Acción.
Esta entrada fue publicada en el blog. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a ¡Qué habría dicho el Ramón! – a cinco años de su partida

  1. Laureta dijo:

    Gracias por todo
    (por las luchas, por los referentes).
    Hace también cinco años una amiga se ponía de parto, en ese momento en que no sabes cuándo el cuerpo va a ponerse a parir…
    Mientras, acompañábamos el dolor de algunas personas cercanas, cercanas a Ramón, y el de lo que perdíamos todas.
    Comparto esto que se me vino a la cabeza entonces…
    (Lucas nació el día 11).

    Lucas se está viniendo
    una aventura que se piensa…
    un túnel
    tal vez estrecho.
    junt@s
    dejarse llevar…
    Un comienzo.
    Con unos principios claros.
    Ramón se despide.
    sabiendo lo que deja.
    dejando lo que sabe.
    A sabiendas del dolor.
    apostando la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s